sábado, 5 de junio de 2010

Las medidas económicas de Zapatero y la huelga de funcionarios.

Cuando ya hacía tiempo que habíamos olvidado los famosos brotes verdes, cuando ya la economía parecía que no sólo no bajaba sino que hasta empezaba a crecer aunque fuera un 0,1%, cuando las cifras del paro ya empezaban a hacer bajar esa escandalosa cifra a la que habíamos llegado de 4 millones de desempleados, prácticamente un 20% de paro, el más alto de la Unión Europea; cuando parecía que habíamos tocado fondo y ya habíamos corregido el daño que había hecho la burbuja inmobiliaria en los años anteriores, entonces viene ahora el Presidente del Gobierno y nos anuncia que hay que hacer una serie de recortes. ¿Pero por qué? ¿No iba la economía ya bien?.


Ante el déficit generado por la crisis económica para paliar en lo posible sus efectos, y para evitar que encima por intentar salvar la crisis, esta aún pasase una peor factura al euro, el conjunto de Ministros de la UE realizó un Plan para estabilizar los mercados, para anticipar la reducción del déficit para evitar tener problemas en el futuro como los están teniendo Grecia (por cierto, provocados por un Gobierno de derechas, el actual de izquierdas de Yorgos Papandreu es el que se ha encontrado el pastel cuando ganaron las elecciones en 2009) y y ahora Hungría que también había mentido en sus cuentas como había hecho Grecia, y encima a sabiendas de la Unión Europea.


Por ello el Gobierno de España ha tenido que tomar una serie de decisiones para reducirlo. Así, el Presidente Zapatero tuvo que tomar el 12 de mayo una serie de medidas que él nunca hubiera querido tomar, por ser estas contrarias a todo lo que había venido diciendo hasta ahora en lo tocante al recorte de derechos sociales que él mismo había creado a lo largo de estas dos legislaturas desde 2004.

El objetivo de estas medidas es el de reducir el déficit un 5,2% en dos años, del 11,2% al 6%. Para ello se pretende reducir el gasto en un 0,5% del PIB, es decir, algo más de 5.000 millones de euros en el año 2010 y hasta un 1% en 2011, unos 10.000 millones de euros.

Así, el 12 de mayo ZP fue al Congreso a anunciar las siguientes medidas:
- Reducir las retribuciones del personal del sector público en un 5% de media a partir de junio de 2010 y congelarlas en 2011. Los miembros del Gobierno y los demás altos cargos tendrán una reducción superior al último tramo de la escala que se establezca para los empleados públicos.
- Suspender para 2011 la revalorización de las pensiones, excluyendo las no contributivas y las pensiones mínimas.
- Eliminar el régimen transitorio para la jubilación parcial previsto en la Ley 40/2007.
- Eliminar la prestación por nacimiento de 2500€ a partir del 1 de enero de 2011.
- Reducir los gastos en farmacia mediante una revisión del precio de los medicamentos excluidos del sistema de precios de referencia y mediante la adecuación del número de unidades de los envases de los medicamentos a la duración estandarizada de los tratamientos, así como dispensación de medicamentos en unidosis.
- Suprimir para los nuevos solicitantes la retroactividad del pago de prestaciones por dependencia al día de presentación de la solicitud, estableciéndose paralelamente un plazo máximo de resolución de seis meses cuyo incumplimiento llevará aparejada retroactividad desde esa fecha.
- Se dispone así mismo una reducción entre 2010 y 2011 de 600 millones de euros en la ayuda oficial al desarrollo.
- Se prevé una reducción de 6.045 millones de euros entre 2010 y 2011 en la inversión pública estatal.
- Se prevé un ahorro adicional de 1.200 millones de euros por parte de las CCAA y las Entidades Locales.
Esa misma tarde, Santiago Carrillo opinaba en la tertulia de la SER que mientras Zapatero estaba anunciando estas medidas, a él le parecía que le estuvieran apuntando una pistola en el pecho para obligarle a decirlo, pues se le notaba que no le hacía ninguna gracia lo que estaba haciendo.

Según Zapatero estas son unas medidas imprescindibles para reducir el déficit y reforzar la confianza en la economía española y reforzar también la estabilidad financiera de la zona euro. Había que reducir 15.000 millones de euros hasta finales de 2011, y el Gobierno entiende que han de ser equitativas para que entre todos contribuyamos a repartir el esfuerzo, que no sólo lo soporten los que se han quedado en paro, o aquellos que han tenido que cerrar sus empresas porque ya no les dan créditos.



Para poder aprobar estas medidas, hubo que llamar a todos los Diputados del Congreso, porque una vez más, el PP, lejos de entender la grave situación y tener algo de sentido de Estado y ayudar a España, optaron por hacer demagogia y hacer frentismo para provocar la caída de Zapatero, diciendo que no querían que se bajase el sueldo a nadie. ¡Evidentemente!. Nadie en su sano juicio puede querer que se le baje el sueldo. Es más, la señora De Cospedal hasta llegó a decir la burrada de que ¡el PP es el partido social y progresista!. El partido de los trabajadores que protege a los pensionistas. Así, el resultado final fue de ganar por un voto, 169 votos del PSOE a favor de estas medidas, y la abstención de CiU, CC y UPN, el resto en contra.


Ángela Merkel en Alemania había prometido que iba a bajar los impuestos, y tras haberse decidido estos ajustes para toda la Unión Europea, tuvo que salir a decir que no iba a poder cumplir dicha promesa. Además anunció el mayor ajuste económico de Alemania desde la II Guerra Mundial, y el nuevo Primer Ministro inglés David Cameron dice que no se va a escapar nadie de los recortes que habrán que hacer en Reino Unido. ¿Entonces esto de España es porque Zapatero es malo o porque son medidas a nivel europeo?. Ni que decir tiene que tanto Merkel como Bruselas como la OCDE felicitaron a Zapatero por haber tomado estas medidas en España. ¿Qué cara se le debió poner a Rajoy cuando Merkel, que es de derechas, felicitó a Zapatero y resulta que él había votado en contra de ellas? ¿Qué cara puso cuando Bruselas felicitó a Zapatero por estas medidas?. El PP no se da cuenta que si esa tarde del 27 de mayo no se hubieran aprobado estas medidas, al día siguiente los mercados, la Bolsa habría caído en picado. Y no hace falta ir muy lejos, cuando se supo que Hungría también había engañado con sus cuentas provocó que el IBEX 35 cayese un 3,8% hasta los niveles de abril de 2009. Y eso es Hungría. ¿Qué habría pasado de no haberse aprobado estas medidas?. Posiblemente ahora mismo España sería un país intervenido económicamente por el FMI como lo es Grecia, y además Rajoy estaría pidiendo la dimisión de Zapatero y elecciones anticipadas pero inmediatamente. Eso es lo único que le preocupa realmente a Rajoy: Elecciones ya antes de que realmente salgamos de la crisis y él no pueda aprovechar eso en su provecho, porque sabe que si la economía se recupera como todo parece indicar, a pesar de las huelgas y las medidas, él tendrá bien poco que hacer.


Es cierto que ahora les va mal a muchos empresarios, sobre todo de la construcción, pero también es cierto que cuando a ellos les iba bien, no se acordaron de los funcionarios. ¿Acaso fue un especulador o un constructor a regalarle un piso a un funcionario para compartir su época de bonanza con aquellos con los que no les subía tanto el nivel de vida?. Pues no. ¿Entonces por qué ahora son los funcionarios los que tienen que pagar el pato de que a estos que antes les iba tan bien, ahora les vaya tan mal?. ¿Es justo que sólo se les haga los recortes estos al sector público?. ¿Se recorta el fontanero o el electricista el 5% de su sueldo cuando va a trabajar a alguna casa?. ¿Se lo baja el 5% el taxista o el abogado cuando pasan su factura? o ¿bajan el precio del pan o de la leche un 5% para que no se note tanto este recorte?. No, esas cosas no se pueden hacer, porque son autónomos. Entonces ¿es justo que tengan que pagar sólo los funcionarios los problemas del déficit?. Pues no, no es justo, pero es de donde puede agarrarse el Estado para recortar. Ya lo hizo el PP con Rajoy precisamente de Ministro, cuando congelaron los sueldos en 1996, y bueno, entonces aquello fue con la excusa de que teníamos que entrar en el euro y teníamos que hacer un esfuerzo. ¿Lo hemos recuperado aquello? Pues no. ¿Y recuperaremos ahora este recorte? Pues tampoco. 


Los sindicatos, representantes de los trabajadores, de los funcionarios públicos, enseguida salieron a decir que estas medidas suponían una ruptura con lo negociado en el Pacto de Toledo (el de las pensiones), y que no era cierto que no se fueran a tocar los sueldos más bajos, llegándose a perder hasta una paga extra, por lo que iban a convocar un paro saliendo a la calle en la primera semana de junio, primero iba a ser el día dos, luego el día ocho.



Esta huelga es la de las paradojas, porque:
- El Gobierno no quería hacer estos recortes y sin embargo los ha tenido que hacer.
- Los sindicatos hasta ahora estaban a gusto con el Gobierno y los afiliados ya tenían ganas de hacer una huelga, así que los sindicatos, que no son tontos y saben las razones reales de por qué se han tenido que tomar las medidas, han tenido que hacer la huelga para callar a sus afiliados y hacerles ver que hacen algo.
- Y los trabajadores que igual querían ir a la huelga, muchos no irán porque necesitan el dinero que les quitan si no trabajan ese día.

Y después de explicado todo esto, los que van a hacer huelga, respetando su derecho constitucional a hacerla ¿consiguen algo?. Pues nada, porque aquí manda quien manda, y sólo se consigue ejercer el derecho del pataleo, pues las medidas van a seguir ahí, porque si se retirasen aún sería peor la situación generada.

Entonces ¿a quién beneficia esta huelga?. A Zapatero no, evidentemente, a los funcionarios tampoco. A los sindicatos lo justo, para hacer como que aún siguen ahí y hacer como que tienen fuerza para luego ir a exigir esto o lo otro en representación de sus afiliados. Entonces sólo queda que se beneficie el Estado (Comunidades Autónomas) dejando de pagar el dinero correspondiente de las personas que vayan a la huelga ese día, y al PP, que seguro que utilizará el dato del número de personas que dejen de ir a trabajar ese día para restregárselo por la cara al Gobierno.


Pongo aquí un vídeo de Intereconomía sobre cómo funcionan los sindicatos realmente. Es cierto que viven de lo que viven, pero es que si no existieran tampoco estaríamos mejor con los empresarios haciendo lo que quisieran explotando a los trabajadores.

La huelga del sector público es el 8 de junio. Ahora, una vez que sabemos las razones y los por qués de estas medidas, que cada cual obre en consecuencia.
Los resultados de la huelga, como siempre, según quien cuente y qué, cabezas o pies.




Varios miles de funcionarios se manifiestan por las calles de Murcia contra el plan de ajuste
Los sindicatos cifran en el 70% el seguimiento de la huelga por parte de los funcionarios y el Gobierno lo reduce al 11%
El Gobierno cifra en un 11,85% el seguimiento de la huelga en el sector público

1 comentario:

javier dijo...

Todo esto es demagogia barata propia de una persona tan sectaria como tu Manolo MP.

El estado ha despilfarrado en medidas que ni son progresistas ni eran demandadas por la sociedad. El cheque bebe en un momento en el que España ha aumentado su poblacion en 5 millones en pocos años por la afluencia de inmigrantes, no tiene sentido. Lso 400 euros indiscriminadamente a todo el mundo, ademas de dejar fuera a las personas que por ingresos no habian hecho la declaracion de la renta, son una medida electoralista que el proio ministro de economia socialista Solbes, reconocio que le dejaba sin herramientas para cometer otras medidas. Despues dimitio, como dimitio Jordi Sevilla...

Los otros paises como Alemania e Inglaterra tienen unos servicios y subsidios sociales que nosotros ni soñamos, ¿que se han pasado y tienen que corregirlos? pues probablemente, pero eso no quiere decir que Zp sea muy responsable, solo que ellos no lo fueron en su momento. Ni la capacidad economica de Alemania e Inglaterra es la misma que la nuestra, ni es comparable los recortes que van a hacer en terminos porcentuales.
El partido que gobernaba en UK era el laborista, y los servicios sociales que ahora Merkel dice que no se pueden mantener fueron de Shoreder, ambos partidos cercanos al Psoe.

Lo que debe hacer un presidente es pensar en su pais, y no en las proximas elecciones como ha hecho ZP, ahora hace lo que no le queda mas remedio que hacer, por que le obligan desde fuera y la realidad de las arcas del Estado.

Si Alemania recorta, quiere decir que vamos de puto culo, por que es uno de nuestros principales mercados.

Si, se deberia haber invertido en i+d+i y no en sostener (como tu mismo dices) artificialmente un modelo economico que se ha agotado. Si los ayuntamientos han tirado el dinero por los suelos en forma de aceras, alguna responsabilidad tendra quien les ha dado ese dinero sin ningun tipo de control. O quizas debamos emprender un serio debate sobre competencias y territorios que el psoe, lejos de empezar agrava con sus cesiones a los nacionalistas.

Zp es el peor presidente que podia tener España en estos momentos, por que es dubitativo, incompetente y no escucha a nadie. Cambia de opinión constantemente, y lo que vale el lunes, cuando llega el miercoles ya ha sido desmentido. Se ha rodeado de un catalogo de miembras y miembros que quedaran muy bien en la foto pero estan mas preocupadas por la cartografia del clitoris (vease Bibiana) que por los problemas estructurales que tiene España.

España tiene varias crisis, y una de ellas es la política. Leete Manolo MP el libro de la casta de Daniel Montero, y dime que piensa hacer el psoe, (el PP ya se que nada) por solucionar ese escandalo.
Y no sigo por que me aburre rebatir argumentos para niños de parvulos como los que sueles usar.

Socio.